jueves, 3 de junio de 2010

Peru: Proteger el territorio indígena por derecho y por ley



La creciente amenaza de invasión al territorio de la comunidad Asháninka en la selva central del Perú llegaría a ser afectados directamente a 7 familias Asháninka y 40 hectáreas de terreno agrícola. Las tierras supuestamente "desocupadas" estarían en peligro de ser invadidos en los próximos días en caso de que las autoridades de las instancias y niveles competentes NO atiendan a las justas demandas escritas de los Asháninka con el objeto de prevenir y tomar las medidas del caso: Proteger el territorio indígena por derecho y por ley.

 

La CIAMB-PERU (Comunidad Indígena Asháninka Marankiari Bajo) a orillas del Río Perené www.rcp.net.pe/ashaninka es testigo de la desesperación de los cientos de inmigrantes por tener un pedazo de tierra para la construcción de su futura casa. Los aspirantes al gobierno local están aprovechando esta situación de desesperación para traficar con la conciencia civil y ciudadana para ganar votos.

 

El rumor amenazante crece día a día y quizas se repetiría la mala historia del pasado a razón que candidatos populistas y politiqueros del distrito Perené con tal de ganar el sillón municipal instigan a sus seguidores –inmigrantes  costeños, andinos y de otras partes del país– y alientan a invadir el 'territorio de las serpientes' para convertirlo en un futuro en territorios urbanos para vivienda familiar y el comercio: De ilegal a legal. En este sentido el crédulo votante quizas estaría involucrado en el delito por tráfico ilícito de tierras coludidos con el poder político y económico.

 

En el siglo pasado el gobierno del Perú de esa época vendió un extenso territorio de la selva central del Perú a la colonia inglesa (Inglaterra) bajo el argumento de canje por deuda externa. Esta inconsulta venta incluyó al 'territorio de las serpientes" y los pueblos indígenas Asháninka, Yánesha, Machiguenga quienes la habitaban los bosques tropicales desde los tiempos inmemoriales.

 

En la década del 70, antes y después del paso de la famosa carretera marginal de la selva "Fernando Belaunde Terry" –sin planificacion alguna–  se asentuaron cada vez más los crueles impactos en lo social, cultural, ambiental, territorial sin la proteccion legal y con ello las constantes olas de invasiones a los territorios indígenas, tráfico de tierras, tráfico de influencias, saqueo de los árboles maderables e implementación de la mala política territorial a minimizar el territorio comunal a islas legales.

 

En Marzo de 1998 la Dra. Sabine Koppe fue testigo de una invasión al territorio Asháninka y en su informe indica lo siguiente: "Durante la estadía también fui testigo de la violación de los derechos territoriales de los indígenas. Se produjo una invasión en los territorios de la comunidad indígena Marankiari Bajo por colonos. Aunque se denuncio el problema inmediatamente no hubo reacción por parte de las autoridades. Diferentes intentos de dialogo con los invasores tampoco dieron resultado. Los invasores expresaron su duda de que exista una comunidad indígena teniéndola delante de sus ojos. También expresaron que la opinión que los Ashaninka no contaban, que ya no existen indígenas y que las tierras deben ser distribuidas"  Dra. Sabine Koppe, profesora de la Universidad Sanyo-Japón20 de Marzo de 1998.

 

A finales de la década del 90 e inicios del año 2000 se dieron simultáneamente múltiples invasiones a territorios privados y a territorios comunitarios –por cierto– provocados e instigados por malos candidatos a la alcaldia de la provincia y del distrito. El resultado de la invasión pasada los territorios de la CIAMB-PERU se encuentran reducidos de 1500 hectáreas a la mitad de las tierras comunales afectando grandemente a una población de 2000 habitantes aproximadamente.

 

"Las familias Asháninka están en alerta máxima ante cualquier intento de invasión a nuestra casa. Esperamos que nuestra antelada petición escrita al puesto policial de Perené – PNP (Policía Nacional del Perú) atienda nuestra solicitud. Asimismo la CECONSEC (Central de Comunidades de la Selva Central) tiene nuestro pedido escrito ante cualquier intento de violación a nuestros derechos fundamentales y territoriales paraque ellos puedan asumir nuestra defensa. Además el INDEPA (Instituto Nacional de Desarrollo de los Pueblos Andinos, Amazónicos y Afroperuano) con sede en la ciudad Lima también tiene nuestra demanda escrita porque es un "…organismo rector de las políticas nacionales encargado de proponer y supervisar el cumplimiento de las políticas nacionales .." en este caso el INDEPA tiene que asumir nuestra "defensa" y la "protección de la diversidad biológica peruana y los conocimientos colectivos de los Pueblos Indígenas"; dijo Osbado Rosas Rodriguez, Jefe Asháninka de la CIAMB-PERU.

 

CIAMB-PERU, 03 de junio de 2010.



---------
Difunde: Ukhamawa Noticias

"Ukhamawa", en lengua aymara "Así es"